El cultivo y
la Fabricación

Para cultivar ajo basan unos pocos metros cuadrados de tierra e incluso una pequeña maceta con tierra en el balcón. Se procede del siguiente modo: se abre un bulbo y se separan los bulbillos individuales (dientes); se plantan los dientes por separado, aproximadamente a unos 5 cm de profundidad, con la punta del bulbillo hacia arriba, a una distancia de 10-12 cm entre ellos en líneas separadas. En los lugares cálidos, el periodo de siempre se da entre octubre y noviembre, en los países más fríos, puede hacerse en enero o febrero.

En función de las distintas modalidades de productos que EL EXPLORADOR dispone en el mercado, el bulbo del ajo se tratara de una forma u otra. Aun así, en cualquiera de los casos el diente siempre es separado del bulbo y pelado mediante maquinaria industrial exclusivamente fabricada y diseñada para esto.

Asi mismo en toda la cadena de producción se realizan operaciones de lavado de la materia prima, obteniendo en la parte intermedia del proceso de fabricación dientes de ajo en perfecto estado de salud y extremadamente limpios, listos y aptos para el consumo.

A partir de este momento en la línea de producción fabricamos todo el abanico de productos que ponemos a disposición de la industria alimentaria, pasando este producto por distintos puntos de fabricación como son (no por este orden):

– Corte y seleccionado
– Molido.
– Deshidratado.
– Envasado.
– Congelado

En función del producto final a fabricar, pasara por unos u otros puntos de fabricación.

Contacto


OFICINA

Ronda de levante 6, Apartado 4294
Murcia – España

FABRICA

Crta. Alicante km. 24 30730.
San Javier – Murcia – España

968 19 33 63
info@especiaselexplorador.com