Beneficios y Propiedades del Ajo

PROPIEDADES NUTRITIVAS DEL AJO

En nuestro país, el ajo se considera prioritariamente como un condimento, empleándose para potenciar y enriquecer el aroma de ciertos platos culinarios. Sin embargo como ocurre con otros vegetales utilizados para tal fin, como el perejil, no se sabe valorar en la medidad que le corresponde el incremento nutritivo que supone aderezar comidas con ajo.

Aunque los bulbos contienen de un 50-60% de agua y una pequeña proporción de proteínas y calcio, es especialmente rico en azucares (10-15%), asi como en minerales del tipo potasio, fosforo, azufre, yodo y silicio, además de poseer vitaminas A, B, B2, B3 y C.

Todo esto hace pensar que al igual que cuando en el pasado se usaba como producto reconstituyente, hoy dia en la alimentación occiedental se puede “re introducir” con estas funciones. Sin embargo, y adems de que el ajo (y los popularmente llamados ajetes) se debe considerar como una excelente hortaliza alimenticia, sus efectos mas espectaculares se producen en el campo de la medicina preventiva y curativa, según las ultimas investigaciones realizadas.

¿QUE CURA EL AJO?

Las propiedades del ajo las podemos desglosar en las siguientes:
Antibiotico
Expectorante de los pulmones
Vermifugo
Antirreumatico
Hipertiroideo
Antiespasmodico (relajante de la musculatura)
Digestivo
Diuretico
Antidiabetico
Hipotensor
Relajante del corazón
Hipolipemiante (disminuye grasa y colesterol en sangre)
Preventivo de la ateroesclerosis y de la trombosis.
Revitalizante

Como vemos, la gran utilización y fama que poseía en la antigüedad para corregir diversas afecciones, esta mas que suficientemente confirmada y avalada por las experimentaciones actuales.

PODER ANTIBIOTICO

Su poder antibiótico y germicida ha quedado demostrado palpablemente por las investigaciones de laboratorio: la allicina resulta activa “in vitro”, diluida al 1/100.000 (es decir, en cantidades ínfimas), contra bacterias como estafilococos, estreptococos, salmonellas y demas gérmenes que habitualmente son los causantes de infecciones diarreicas gastro intestinales, broncopulmonares o cutáneas, asi como contra el bacilo de la tuberculosis, de la lepra y el colstridio que provoca la gangrena. Ademas, resulta eficaz contra infecciones de la piel o de boca causadas por hongos. Hasta tal punto esta dotado de un gran poder antibiótico que en Francia, país donde la aromaterapia esta totalmente introducida en terapéutica, se considera como la sexta planta mas activa, por debajo solo del oregano, canela, tomillo, ajedrea y clavo, y en un rango similar al limón. Ademas, últimamente se esta ensayando en investigación si es capaz de poseer incluso una acción antiviral que le pudiera hacer eficaz en casos de gripe o infecciones por herpes. Se sabe que en caso ed infecciones intestinales ocasionadas por bacterias que producen diarreas no mata todos los gérmenes, sino que los “habitantes saprofitos” que viven en nuestro aparato digestivo, como el echerichia coli y otro, tan importantes para sintetizar vitaminas como la K, B9, son respetados por el ajo, debido a que poseen una cantidad pequeña de lípidos que impiden la penetración de la allicina.

EXPECTORANTE DE LOS PULMONES

El ajo actua como un gran expectorante pulmonar, aumentando la secreción de mucosidades nocivas provocadas en una infección bronquial, lo que, unido al efecto antiséptico, le hace una planta muy valiosa en los procesos catarrales. Como posee además una notable proporción de azufre, resulta un buen protector de las mucosas, ejerciendo una acción sinérgica conjunta.

VERMIFUGO

Desde siempre, los dientes de ajo, junto con las semillas de calabaza, han sido utilizados tradicionalmente para eliminar los oxiuros (“lombrices”) de los niños. Hoy dia se ha descubierto que no solamente resultan eficaces contra estos parasitos intestinales, sino también para infestaciones de tenias o áscaris.

ANTIRREUMATICO

Era una practica corriente en Grecia y Roma frotar con dientes de ajo pelados las articulaciones doloridas e inflamadas, asi como cualquier otra parte del cuerpo afectadas por dolores reumáticos.

Hoy dia se sabe que este efecto es real, poseyendo una acción antiinflamatoria por un mecanismo inhibidor de las prostaglandinas, al igual que la aspirina, y ejerciendo un efecto rubefaciente ligero, es decir, ocasionando un acumulo de sangre en la zona aplicada que provoca indirectamente una disminución del dolor y descenso de la inflamación.

HIPERTIROIDEO

El ajo, debido, entre sus componentes, al yodo que aporta, viene muy ben para aquellas personas que padecen bocio hipotiroideo, que consiste en una inflamación de la glandula tiroidea originada por un déficit de este mineral en alimenacion o, en general, cuando existe una hipofunción del tiroides, que conlleva a una ralentización de la combustión organica de las grasas, entre otras importantes acciones fisiológicas, ya que puede estar implicado en el agravamiento de afecciones prostáticas, asi como ser un factor de riesgo en la aparición de aterosclerosis.

ANTIESPASMODICO MUSCULAR

Comiendo ajo (y esto lo sabían los antiguos), lo smusculos se tonifican y oueden aguantar una sobrecarga mayor de trabajo.

Según las investigaciones mas avanzadas, se sabe que al igual que el ginseng, qunque con mucha menos intensidad, el ajo actua sobre las fibras musculares en el lugar donde el calcio se deposita para realizar su importante misión relacionada con la contracción, disminuyendo la excitabilidad de las mismas. Ademas, el ajo bloquea el estimulo ocasionado por el sistema nervioso, tan hiperactivo en situaciones de estrés, ansiedad, etc…previniendo de este modo cualquier sobreexcitacion causada indirectamente por estos motivos ambientales. Es un buen relajante, por tanto, de la musculatura abdominal, pélvica, lumbar, cervical y especialmente de los musculos esqueléticos de piernas y brazos.

DIGESTIVO

En nuestros días que la alimentación no s eplanifica adecuadamente , se suele comer deprisa, a unas horas punta y bajo un influjo nervioso excesivo, existen freceuntemente una serie de anomalías digestivas (llamadas dispepsias) que suelen ser el origen de retrasos y deficiencias en la asimilación de principios (proteínas, grasa e hidratos de carbono) en una primera instancia y que pueden derivar en trastornos mas graves como gastritis, e incluso ulceras originadas por no saber comer.

Por esto, si nos acostumbramos a añadir en nuestros platos alimenticios ingredientes como el ajo que ocasionan una relajación de la musculatura digestiva, un estimulo secretor de jugos, a la vez que una desconexión de la excitación nerviosa adrenalinica, habremos incorporado un factor positivo a la dieta.

DIURETICO

En muchos libros y códigos antiguos indicaban al ajo como un gran remedio para casos de hidropesía, termino que quiere expresar cualquier retención de liquidos en nuestro organismo. En estados edematosos con inflamación de miembros inferiores, y en general cuando convenga aumentar la orina, el ajo actua como un buen diurético debido a la esencia y a los azucares de bajo peso molecular que encierra. La cebolla puede actuar incluso mas potentemente en estos casos.

ANTIDIABETICO

Experimentalmente se sabe que en personas alimentadas con ajo y cebolla se disminuye el nivel de glucosa en sangre, efecto que le hace muy valioso en casos de diabetes. Esta acción se debe a que aumentan la secreción de insulina (hormona principal encargada de mantener los niveles normales de azúcar en sangre) en el páncreas, asi como su tiempo de permanencia en nuestro organismo al bloquear los enzimas encargados de su destrucción.

HIPOTENSOR

El ajo actua como vasodilatador, favoreciendo el riesgo sanguíneo y disminuyendo la tensión sanguínea. Experimentos realizados en Francia, Alemania, America y Japon indican que el ajo produce efectos hipotensores en un 63-78% de las personas testadas.

Según las ultimas directrices internacionales, un buen producto hipotensor debe ser: vasodilatador, cardiotónico, antiespasmódico o antiestres y diurético. Ademas, no debe poseer efectos secundarios.

Incluso actualmente muchos médicos americanos y europeos lo recomiendan como una de las mejores sustancias para aumentar el riego cerebral.

RELAJANTE DEL CORAZON

El ajo origina una tonificación del ritmo cardiaco, preservándolo de una hiperexcitabilidad y de una asincronia de su funcionamiento. Esta indicado para personas que tienen tendencia a experimentar taquicardias, arritmias cardiacas e incluso infecciones del tipo endocarditis. Se ah demostrado que en individuos hipersensibles, donde alteraciones del funcionamiento cardiaco se presentan con mas facilidad, si ingieren ajo disminuye la frecuencia de recaidas.

HIPOLIPEMIANTE

Se entiende por lipemia la cantidad de lípidos o grasas en sangre. Existen varios tipos de sustancias grasas que circulan por nuestro organismo con el fin de repartirse las células y crear su propia energía metabolica mediante su combustión; la principal es: triglicéridos (que son los mas utilizados) y por otro lado, colesterol.

Experimentos realizados en America, uno de los mayores cultivadores del mundo y en Alemania en el Laboratorio de Investigacion Hemorreoloica de la Universidad de Munich, demuestra que el ajo descendia las cifras de LDL de un 7 a un 22% y elevaba las de HDL de 15 a 31%. Ademas disminuia las cifras totales de colesterol y triglicéridos en un 17-20%.

Contacto


OFICINA

Ronda de levante 6, Apartado 4294
Murcia – España

FABRICA

Crta. Alicante km. 24 30730.
San Javier – Murcia – España

968 19 33 63
info@especiaselexplorador.com